Ná te pido, ná te debo

Decía el gran Antonio Molina en una copla: – «Ná te pido, ná te debo» – y me lo acoplo tan gustosa. Porque no le pido nada a nadie y mucho menos le debo. Así que como esta es mi casa y la tengo algo dejada de la mano de dios, he decidido inaugurar una nueva sección en la que escriba de lo que me dé la real gana. Temas de actualidad, conflictos, preocupaciones varias o chascarrillos diversos, que para eso me he pasado muchos años hablando de los ecos de sociedad.

Quienes me conocen ya saben que no soy mucho de entrar en polémicas. Siempre con el miedo al qué dirán, al no querer ofender, al no atreverme.

Pero ahora que ya pinto canas… ¿por qué no? Si a mí lo que me gusta es escribir. Y ¿por qué no hacerlo con la libertad que mi propia web me ofrece?

Así pues… y desde este rinconcito precioso del mundo llamado Southend-on-Sea… queda inaugurada la sección de opinión de esta casa.

More from Arancha Martin
Soñar de nuevo
Dónde están los sueños que quebrantaban mis noches,dónde los quejidos, dónde el...
Read More